Twitter Flickr Pinterest LinkedIn YouTube Google Maps E-mail RSS
formats

El valor de lo intangible. El menospreciado TED en el trabajo.

«Pienso que todos estamos ciegos. Somos ciegos que pueden ver, pero que no miran.»

No soy yo quien hace esta reflexión, sino Jose Saramago, y aunque desconozco el grado de conocimientos que posee respecto al mundo de software, considero que acierta de pleno desde la perspectiva que lo voy a enfocar y exponer.

Vivimos en una sociedad capitalista y extremadamente materialista, donde sólo se valora lo tangible, lo que físicamente podemos poseer, palpar y tocar.

Cuando compramos un gadget , tablet , smartphone u ordenador nos centramos meramente en sus características técnicas, diseño, componentes físicos…

Pero detrás existe casi siempre una lógica que controla todo, unos complejos algoritmos muy poco valorados. Software en en interior. Que son producto del Tiempo, Esfuerzo y Dedicación de las personas que lo han creado. Lo que denomino TED en el trabajo.

Ted en el trabajo

Tiempo necesario para aprender y realizar trabajos de calidad.
Esfuerzo en superarse y ser mejor día a día.
Dedicación amando lo que haces. Entregándote al cien por cien con profesionalidad.

Consideramos el software como algo por defecto, de serie, como una realidad incluida con el producto. Descargamos y pirateamos programas como si fuese algo normal y habitual. ¿Por qué pagar algo si se puede piratear? , es gratis.

Debemos tener presente y conocer que existen diferentes tipos de licencias de software, cada una con sus singularidades, características y ventajas. Pero es preciso respetarlas. El trabajo vale dinero. Es en parte responsabilidad nuestra hacer entender que TED  requiere recompensa.

No reflexionamos sobre los beneficios que podemos tener adquiriendo software legal:

Actualizaciones, soporte,  empleo, mejoras, cumplimiento de la ley, mantenimiento , etc.

Los datos en España son abrumadores. Por poner un ejemplo, un producto como Office en las empresas poseen índices de hasta un 70% de copia ilegal o pirata. España junto con Grecia son los países donde el software ilegal despunta. Estoy de acuerdo que pueden ser caros, pero,

¿Estaríamos dispuestos a pagar por ello aun siendo baratos ? ¿ Caemos en la demagogia de pronunciar estas palabras cuando no estamos dispuestos ni a dar un euro por un programa como Whatsapp ?

Hemos considerado que todo ya es gratuito…

Se puede vivir de la publicidad como alguna empresa  o multinacional hace.  Sí,  es cierto, pero…  ¿ Todas ellas viven sólo de ello? ¿ Podemos basar todo el modelo en esta fórmula?

Es necesario matizar y no confundir lo gratuito y  libre, con el hueco que existe para las aplicaciones propietarias de pago. Entiendo la filosofía GNU, pero creo que es necesario comprender y respetar el nicho de las aplicaciones propietarias. Tanto respeto merecen ambas filosofías de software.

Un concepto extremadamente importante  de aclarar es que  el software que se libera con licencia GNU/GPL no quiere decir que sea gratuito, sino que la «libertad» se refiere a posibilidad que tienen los usuarios para ejecutar, copiar, distribuir, estudiar, modificar el software y distribuirlo modificado.

Uno de los graves problemas que derivan esta situación es la escasa apuesta del país por la innovación, por el trabajo en ingeniería y desarrollo. Subvencionamos otros campos de actuación que no generan valor añadido al mercado y por ende a nuestro país. Hemos centrado nuestra actividad principalmente a la construcción de viviendas. Cuando otros países lo han realizado en innovación y tecnología. Apoyado con grandes cantidades de dinero infraestructuras que no se van a usar. Pero la infraestructura «lógica» la hemos descartado.

“En el futuro solamente serán exitosos los pueblos que entiendan cómo generar conocimientos y cómo protegerlos; cómo buscar a  los jóvenes que tengan la capacidad de hacerlo y asegurarse de que se queden en el país. Las otras naciones se quedarán con litorales hermosos, con iglesias, con minas, con una historia espléndida; pero probablemente no se queden ni con las mismas banderasni con las mismas fronteras. Y mucho menos con capacidad económica“. Que razón tenías Einstein. Muchas veces compramos el dinero demasiado caro e invertir en conocimientos produce siempre los mejores intereses …

Por poner un ejemplo, se sabe, que el desarrollo de videojuegos posee ratios de beneficio mucho mayores que los del campo cinematográfico. Pero no hacemos nada para potenciarlo. Nuestra voz se tapa, nos callamos, lo aceptamos. ¿ Por qué?, es que requiere más esfuerzo…, es que existe menos pelotazo…, es más difícil especular con ello, se da menos guerra, el ROI no es inmediato.

Se considera que empresas grandes les interesa que sus productos sean fáciles de piratear, porque obtienen beneficios de otra forma. No lo pongo en duda, me imagino que dependiendo del tipo de producto si puede ser rentable. Pero, ¿ Qué pasa con la empresa mediana?. ¿ Y la pequeña ? El autónomo es: a glutton for punishment, mad as a hatter.

De forma paralela expongo que un informático no es una ONG, una consultora tampoco, y mucho menos un ingeniero. El objeto principal y esencial de una empresa es el ánimo de lucro, entre otras cosas. Se paga por algo, y es por saber pulsar la tecla adecuada en el momento adecuado.

Pero, Todo lo susceptible a ser copiado a perdido su valor. ¿Por qué? Libros, música, cine, revistas, programas, diseño, arte, etc, etc, etc …

¿ Nos hemos convertido todos un poco filósofos de cultura  «China» ?

Se buscan formulas relacionadas con la publicidad para rentabilizar estos mercados, ¿ Realmente en la mayor parte de ellos se puede tener ROI ?

No pretendo crear debate, cada uno es libre de opinar lo que desee, pero debemos hacer reflexión a la hora de realizar el pirateo de un bien intangible. Cada vez que se hace, disminuye su calidad y se pierden puestos de trabajo. No todos son productos de multinacionales y aún así no está  justificado.

Si vamos a lucrarnos con ello, ¿ Realmente nos interesa o conviene ? …

Por eso el titular de esta entrada es, «El valor de lo intangible», que como todo en la vida y en las personas, se encuentra en el interior.
En sus habilidades, educación y valores.
La libertad no consiste en hacer lo que se quiere, sino en hacer lo que uno debe. Y Debemos ser conscientes.

Plasmadas mis dudas, puede que sólo sea una opinión personal, pero todos, incluidos los gobiernos, que muchas veces hacen lo que el pueblo no quiere, tenemos la responsabilidad de educar, concienciar y grabar en la mente desde temprana edad, el concepto siguiente:

 El trabajo de los demás debe ser respetado, independientemente del tipo de actividad.

Aforismo de obligado aprendizaje.

 

Etiquetas:,

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Home Reflexiones El valor de lo intangible. El menospreciado TED en el trabajo.
© www.palentino.es, desde el 2012 - Un Blog para compartir conocimientos ...

Uso de cookies en mi sitio palentino.es

Este sitio web utiliza cookies para que tengamos la mejor experiencia de usuario. Si continúas navegando estás dando tu consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de la política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies