Twitter Flickr Pinterest LinkedIn YouTube Google Maps E-mail RSS
formats

El HACKER maldito.

Hacker, persona o individuo que perpetúa un daño.

No, No, No… ¡¡¡ Craso error !!!., rebobinemos  y comencemos.

Esta definición errónea, y algo más compleja de lo que parece , se ha generalizado y extendido a lo largo de su corta historia, padeciendo una horrible conspiración perpetrada por la ignorancia de los medios, el «periodismo erróneo», y la falsa imagen,  distorsionando la faceta investigadora y científica de los hackers.

Para mi, un hacker es una persona que posee conocimientos avanzados de tecnología y los emplea al servicio de los demás. Posee aptitudes con un mero objetivo: «El conocimiento«.

Son personas ansiosas de averiguar el funcionamiento y el por qué de las cosas, la curiosidad es su gran afición. No se dedican a destruir,  ni a causar estragos entre lo que se conoce como sus víctimas.

No roban, ni chantajean, no vacilan, por contra, advierten de las debilidades de un sistema, y en contrapartida, pagan un precio generalmente, y es que nos dedicamos a denunciarles, perseguirles e insultarles.

Sepamos algo mas de ellos …

En la actualidad el término Hacker se usa de forma corriente para referirse mayormente a los criminales informáticos, debido a su utilización masiva por parte de los medios de comunicación desde la década de 1980.

A los criminales se le pueden sumar los llamados «script kiddies«, gente que invade computadoras, usando programas escritos por otros, y que tiene muy poco conocimiento sobre como funcionan. Este uso parcialmente incorrecto se ha vuelto tan predominante que, en general, un gran segmento de la población no es consciente de que existen diferentes significados.

Los «hackers aficionados», algunos peligrosos,  y el argot técnico reconoce tres tipos de «hackers»:

Black hats (sombrero negro): Realizan entradas remotas ilegales  por medio de redes de comunicación como Internet. No comparto dicha postura. Realmente distorsionan el término hacker. Podrían y son considerados Crackers. Esta acepción difiere radicalmente del concepto inferior. Causan daño a sus objetivos.

White hats (sombrero blanco): Aquellos que depuran y arreglan errores en los sistemas. El término hacker, ético en sentido puro.

Grey hats (sombrero gris): Los de moral ambigua. No se define su postura.

En los últimos años, los términos sombrero blanco y un sombrero negro han sido aplicados a la industria del posicionamiento en buscadores (Search Engine Optimization, SEO). Las tácticas de posicionamiento en buscadores de los hackers de sombrero negro, también llamada spamdexing, intento de redireccionar los resultados de la búsqueda a páginas de destino particular, son una moda que está en contra de los términos de servicio de los motores de búsqueda, mientras que los hackers de sombrero blanco, utilizan métodos que son generalmente aprobados por los motores de búsqueda.

Para finalizar, quede claro que deseo y espero que con el tiempo se valore el trabajo de investigación que realizan. Estoy a favor y admiro  la labor de los white hats o hacker éticos. Muchos de los errores de seguridad conocidos son ofrecidos al público gracias a ellos. Poco a poco, las empresas son más conscientes de sus aptitudes, y contratan sus servicios. Gran mayoría son colaboradores de las mayores multinacionales del mundo. No obstante, comprendo el malestar ocasionado a las personas que han sufrido ataques por parte de individuos sin escrúpulo, que no calculan ni sopesan el daño que pueden llegar a realizar sus acciones.

Espero haber aclarado un poco este concepto.

Saludos.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Home Seguridad El HACKER maldito.
© www.palentino.es, desde el 2012 - Un Blog para compartir conocimientos ...

Uso de cookies en mi sitio palentino.es

Este sitio web utiliza cookies para que tengamos la mejor experiencia de usuario. Si continúas navegando estás dando tu consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de la política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies